Sobre mí

Quién soy no importa. Quién soy cambia cada minuto.
Tengo un nombre, un sexo, un domicilio, un número de documento, uno de teléfono, una cuenta de correo electrónico, ahora tengo incluso una dirección virtual.
Mudarme al ciberespacio no me hace sentir desorientada. Eso querría decir que alguna vez estuve realmente en alguna parte. Que todas esas cosas que te dije antes realmente significan algo.
Yo creo que la realidad está tan viva como nosotros, y al mismo tiempo.
Cuando somos reales, no podemos describirlo.
Si podemos describir, en ese momento no estamos siendo reales.
Escribo este blog siendo consecuente con esto que creo.
Yo no pretendo ser real así como lo entienden todos. Nunca supe en qué consiste la realidad, pero quiero existir.

A mí me gusta escribir y te voy a dar fragmentos míos. Yo existo solamente así; a través de esos recuerdos.  Soy en los momentos. Así es como me gusta ser real y no quiero cambiarlo. Yo no me creo mejor o diferente de un fantasma, un hada o un duende solamente porque la gente me puede ver y me puede tocar con un dedo. Por el contrario, cuando me pienso así, me siento atada, siento que elijo un pequeño rinconcito cuando puedo tener el mundo entero. No quiero esconderme; sí te voy a contar cosas mías. Cosas que me gustan, cosas que pienso que pueden gustarte a vos. Te tiendo la mano y así también me vuelvo real a través tuyo. Y te doy las gracias por eso. Ya te habrás dado cuenta de que para mí no tener un rostro es irrelevante, pero las manos son imprescindibles.

Tus comentarios son bienvenidos, serán leídos atentamente y respondidos de la misma manera, con la mayor precisión posible, siempre que pueda. Tené paciencia si a veces me falla la semántica; soy nueva en esto. Podés ser de otro país, tener formas de pensar completamente diferentes a la mía. Pienso que a lo mejor no voy a comprender bien todo lo que me digas. Por favor, tomá vos también esto en cuenta. También vos tratá de ser claro (o clara), porque por sobre todo, yo quiero que nos entendamos y seamos amigos.
Y no te ofendas si por ahí me hacés un comentario y te mando a cagar.

¡Lo hago solamente cuando la persona con la que converso se niega a entender que yo siempre tengo la razón!

10 pensamientos en “Sobre mí

    1. nadieavatar Autor de la entrada

      Lo mejor es que acá puedo contar toda clase de cosas chanchas. ¿Y si no me terminan conociendo solamente a mí? ¿Y si cuento lo del perro, el chancho y el loro? DOBLE JA JA JA (risa más malvada).

      Me gusta

      Responder
    1. nadieavatar Autor de la entrada

      ¡Ah! Vamos a mantener el suspenso por si el Doctor Zaius se pone muy aventurero con sus comentarios. A lo mejor le dedicamos toda una página, según lo mal que se porte.
      Pero lo del chancho y el perro están mejor.

      Me gusta

      Responder
  1. Dr. Zaius

    “Yo no pretendo ser real”, “SOY en los momentos”. La genialidad y la locura son vecinos. No está claro si este es un caso de una persona espiritualmente evolucionada que ha descubierto el aroma del Zen por sí misma, o una despersonalización típica de los psicóticos borderline. Conociendo un poco a la autora me gusta pensar que es un alma antigua que aún busca su camino para salir de la rueda.

    Me gusta

    Responder
  2. Pingback: El Loro, el Chancho y el Perro. Y Mads Mikkelsen. Y el Hombre Caniche. | Nadie

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s